Las mil y una posibilidades de la Cadena de Sumistro de Odoo

Nubistalia, Cristián Courbis

El tamaño y la estructura del almacén de una empresa es algo único, tanto por su contenido como por su organización, por muy simple o compleja que sea. Por tanto, el sistema que lo gestione debería ser tan flexible y fácilmente escalable como el de Odoo para que, por ejemplo, si una empresa decidiera incorporar un nuevo almacén en su Cadena de Suministro tan solo tuviese que añadir un nuevo icono o estación en el panel de control. Introducir los datos para que esa nueva bodega se incorpore al sistema es fácil y customizable, más aún si se cuenta con el apoyo de un partner con experiencia como Nubistalia.

Odoo CMS- Imagen simple flotante

Pero vayamos al grano y hablemos de las bondades del sistema. La solución de Odoo para la Cadena de Suministro utiliza el sistema de doble entrada que permite identificar discrepancias en los flujos de cada localización para identificar las pérdidas de stock. El software encuentra las operaciones que no cuadran, como en cualquier sistema contable de doble entrada, de manera que se puede identificar el problema en tiempo real sin necesidad de trasladárselo al cliente y tener que recibir una queja por el mal servicio proporcionado. Ni los productos ni la información se pierden por el camino, puede estar tranquilo. El sistema le proporcionará el historial de todas las operaciones vinculadas a cada documento, como el albarán de entrega o el control de calidad.

La trazabilidad es una de las grandes virtudes de la Cadena de Suministro Odoo; también la customización. Empecemos por esto último. Con Odoo, por ejemplo, su empresa tendría la capacidad de establecer órdenes para que siempre haya en el almacén un número mínimo de un producto específico o componente de fabricación de un producto y un número máximo con el objetivo de garantizar que no haya sobrecostes y se alcance la máxima eficiencia posible de los movimientos de stock. Es decir, si decidimos que en nuestro almacén A nunca haya menos de 50 sartenes Magefesa ni más de 200, podemos definir una norma para ese producto específico según la cuál, cuando se baje de la cifra mínima, se realize el pedido automáticamente para llegar de nuevo a la cifra máxima. El sistema verifica cada 24 horas este tipo de órdenes y las ejecuta si es necesario, no hay que hacerlo de forma manual. La configuración de esta norma se puede aplicar de forma distinta por localizaciones dentro de un almacén o por almacén si la empresa tuviera más de uno.

Además, como este módulo está conectado al de Compras, la operación quedaría reflejada en la orden que enviamos semanal o quincenalmente a ese proveedor, que en este caso es Magefesa. Tan solo habría que confirmar el número de items, el precio y la fecha de entrega que aparece en esta orden y enviarla. Nuestro pedido YA estaría de camino. A su llegada, tan solo habría que asegurarse de registrar en el sistema el número de serie único de ese producto o de ese lote, dependiendo de cómo decidamos hacerlo, para asegurar su trazabilidad hasta que salga por la puerta del almacén y llegue a manos del cliente. El sistema permite cosas como activar la fecha de caducidad en los números de serie únicos o por lotes. 

Por otro lado, los operarios del almacén disponen de dispositivos móviles junto con escáneres de códigos de barras mediante los cuales se puede hacer un seguimiento rápido de los productos entrantes o los pedidos. Además, si la empresa dispone de múltiples almacenes, éstos se pueden gestionar con el mismo sistema, aunque cada uno de ellos puede tener sus propias reglas de reabastecimiento, tal y como vimos anteriormente, así como sus propias estrategias de almacenamiento, como FIFO (First In First Out) o LIFO (Last In First Out), etc.

Si se trata de una empresa de manufactura, el sistema le permitirá, por ejemplo, hacer un seguimiento de los componentes de cada producto y coordinar sus movimientos dependiendo de en qué momento de la operación se consumirán y de las necesidades de abastecimiento de los mismos. El BoM, el documento que describe los componentes de un producto, la cantidad de cada componente y el proceso para manufacturar el producto, en Odoo es multinivel. Es decir, que disponemos de la información de los componentes de un producto y los sub componentes.

Por último, como el módulo de almacén está totalmente integrado con las aplicaciones de Odoo, podrá hacer cosas como saltarse la introducción de los datos en Contabilidad, porque los movimientos de existencias se plasman en los libros en tiempo real. Estas son algunas de las posibilidades que ofrece la Cadena de Suministro con Odoo, pero hay muchas más (Drop-shipping, Cross-docking, informes avanzados…) y estaremos encantados de contárselas en persona. Contacte con nosotros.